my flowers

La magia del órden, de Marie Kondo

la magia del órden

Hoy os quiero hablar de un libro que he leído recientemente, el best-seller de la japonesa Marie Kondo, llamado “La Magia del Órden“, también conocido como el método KonMari.

 

Yo soy de esas personas que lo guarda todo. Guardo hasta los extractos de la tarjeta de crédito de cuando tenía 18 años, porque pienso que igual algún día me hará gracia releer en que me gastaba el dinero a esa edad. Por no tirar no tiro ni mis propias palabras… esos posts que a veces escribo y nunca publico porque no me gustan lo suficiente siempre quedan en borradores por si acaso.

Ahora mismo mis pertenencias ocupan nada mas y nada menos que tres espacios, y no precisamente pequeños:

 
  1. Mi habitación en casa de mis padres: mi habitación sigue igual que cuando me fuí hace 9 años. Lo dejé todo por si algún día lo necesitaba y solo me llevé la ropa que más me ponía. 
  2. La casa de mis suegros, donde vivimos desde que volvimos de Panamá. Tenemos todas nuestras cosas repartidas por toda la casa y garaje en armarios, cajones y maletas.
  3. Mi casa propia, aunque ahora mismo todas las cosas de antes de irnos a Panamá están  en cajas en nuestro trastero y en el garaje de mis suegros. 

En unos días vamos a volver a nuestra casa y aunque estoy contenta porque para mí es el lugar mas acogedor del mundo , estoy aterrorizada porque no se donde lo vamos a meter todo. Sólo tiene dos habitaciones (una muy mini) y buhardilla (también mini), tendré que hacer encaje de bolillos para guardar juguetes y peluches (decenas), zapatos (centenares),  libros (miles),  ropa y complementos de 4 personas (ni la quiero contar…), mas todos las revistas, recuerdos y papeles, incluidos esos extractos de tarjetas de crédito de los últimos 17 años (en serio, ¡¡17 años!!).

La magia del orden

Y gran parte de todas estas cosas las he ido moviendo de casa en casa, han cruzado el charco y han vuelto. Algunas han viajado en balde porque no las he usado nunca, otras no volvieron jamás porque hice una buena limpieza antes de venir (menos mal, si no estaríamos ante un desastre aun mayor).

Esta va a ser nuestra cuarta mudanza en tres años, y no va a ser la última, lo presiento. Y digo basta, ya no puedo mas, me planto. Estoy cansada de mover cosas de un sitio para otro de organizar, ordenar y guardar por si acaso. Y estoy cansada de que siempre esté todo desordenado.

 

Es absurdo e insostenible seguir conservando tanto. Si sigo a este ritmo para 2025 vamos a necesitar tres o cuatro trasteros mas. Me hace reflexionar mucho que si en 9 años no he necesitado nunca nada de lo que dejé en casa de mis padres, ya no creo que lo necesite nunca. Luego, podría estar en la basura, nadie se daría cuenta y mi madre tendría una casa mucho mas zen.

Como ya sabéis que yo siempre encuentro el lado positivo a todo, creo que me vendrá muy bien no haber encontrado una casa grande y volver a la nuestra, porque así me obligo a hacer limpieza ahora y no posponerlo mas. 

Desde que leí el libro aprovecho cualquier ocasión para ordenar lo que pille y tirar lo que medio no me sirva. Y os aseguró que crea adicción, mucha. Hasta ordeno las flores…

La magia del orden

Mi gran problema es que me paraliza tener que tomar decisiones, me cuesta muchísimo decidir qué tirar y qué guardar. Tomar una decisión supone arriesgarse y da miedo equivocarse. Si no decides no te equivocas seguro, por eso pospongo hasta el infinito ordenar y tirar. También creo que tengo miedo a olvidar quien soy, a perder parte de mis recuerdos, de mi esencia, si tiro alguna de las cosas que ya no utilizo pero que en otro momento me fue útil o valioso.

Pero como no puedo seguir así, el otro día me compré el famoso libro “La magia del orden”. A mi me fascinó, lo devoré en pocas horas. Había leído ya otros libros de organización pero ninguno hacía mención nunca al lado sentimental, nadie antes había relacionado órden con sentimientos, que es mi principal problema. Por eso este libro es un éxito, te remueve algo por dentro y ya no puede pasar un día sin que tires algo y te invade una sensación muy agradable cuando lo haces.

En el libro he encontrado pautas para deshacerme de mi pasado material de manera no traumática. Por poner un ejemplo, he comprendido que aunque tire mi colección de pulseras del FIB de 10 años seguidos, siempre recordaré que fui al FIB todos los años desde los 18, no necesito esas pulseras para recordarlo.

Despedirte con respeto de las cosas que ya no necesitas dándoles las gracias por los servicios prestados me parece una buena táctica. A priori puedes parecer un poco loca hablando con objetos pero tiene su lógica. Dando voz a tus sentimientos los materializas, se vuelven reales, es una forma de visualizar cómo salen de tí y tu también te quedas un poco mas vacía, te invade una sensación de orden, de limpieza, de dormir en sábanas limpias y planchadas, de borrar miles de fotos en el movil. ¿Me entendéis?

Otra idea que me ha encantado ha sido la de tocar cada objeto sobre el que tengas dudas si tirar o guardar y ver que te transmite, si no te hace feliz, tiralo. Al final te das cuenta que las cosas que realmente te hacen feliz son pocas y conservando sólo estas, tu vida es mucho mas simple.

 

la magia del orden, metodo Kon Mari, orden armarios

 

 

 

Y sin duda la idea que mas me ha gustado de todas es la de doblar la ropa en vertical, porque lo que no se ve no existe y al apilar, la ropa que queda debajo no te la pones nunca porque simplemente no te acuerdas de ella. Con esta forma de doblar, lo ves todo al primer vistazo, además lo tienes ordenado por colores así te haces a la idea de lo que tienes y te es mas fácil elegir que ponerte. Lo he hecho también con la ropita de las niñas y hasta he descubierto cosas que ni me acordaba que tenían.

Ahora que empiezo esta nueva etapa en mi vida, necesitaba hacer borrón y cuenta nueva y este libro me ha venido que ni pintado para dejar el pasado atrás y empezar de nuevo con menos cargas y la mente despejada. 

Y vosotros, ¿habéis leído el libro? ¿Lo guardáis todo por si acaso o sois mas de tirar lo que ya no usáis? 

Un abrazo,

firma

5 comentarios

  1. Inma
    14 octubre, 2015

    Me ha encantado el post y me has convencido para leerme el libro porque lo guardo absolutamente TODO, he intentado muchos métodos para deshacerme de cosas pero soy incapaz. Y no tengo sitio en mi casa pero, como tú, lo voy repartiendo por otras casas ;). A ver si el libro me ayuda un poco!

    Responder
  2. Sarah Gibrán MBF ESTUDIO
    14 octubre, 2015

    Me ha encantado éste post y me ha motivado para hacer un nuevo "reset" de armarios y espacios 🙂 Ya te contaré que tal 🙂 Un abrazo

    Responder
  3. Anna Floritismo
    17 octubre, 2015

    Gracias Inma, seguro que te ayuda mucho el libro, mas que a ordenar a eliminar cosas, y luego al verlo todo mas despejado es mucho mas fácil ordenar y mantener el orden. Yo aun sigo en ello por eso, no es de un día para otro. ¡Un abrazo!

    Responder
  4. Trini
    19 enero, 2016

    Yo me lo he leído y lo estoy aplicando tal cual, categoría por. Categoría… De pronto estoy enganchada y necesito encontrar estos momentos de continuar haciendo limpieza hasta que sienta el click, voy camino de acabar con los libros, no los míos, los de mi marido, que se ha implicado, al igual que mis dos hijos. Todos nos hemos propuesto el cambio. La habitación donde se guardan los juguetes ha cambiado tanto que no la reconozco����

    Responder

Deja tu comentario

Tu correo electónico no será publicado. Los campos obligatorios estan marcados con un *